Celebrar Sant Jordi en Barcelona con mucho ROSÉ

Rodeada de rosas, ROSÉ y libros. Así se despierta Barcelona el 23 de abril. Así amanece la ciudad cada día de Sant Jordi. 

Si uno es fiel a la leyenda, cerrará los ojos para trasladarse a una época de caballeros y criaturas fantásticas. Allí, ataviado con su mejor armadura, está Sant Jordi, nervioso por liberar a su princesa del dragón que la tiene presa. Espada en mano, herirá con su espada al dragón de cuya sangre (¡oh,sorpresa!) nacerá … ¡una rosa! 🌹

La fantástica historia del gran Sant Jordi correrá por pueblos, generaciones y siglos hasta llegar al 23 de abril de cada año. Día en que los catalanes rinden homenaje a la proeza del guerrero. Y, teniendo en cuenta que la fecha coincide con el Día Mundial del Libro, ¡la fiesta está asegurada!

Sant Jordi en Barcelona

Pasear por Barcelona un 23 de abril es hacerlo sobre una infinita cama de rosas. Los pétalos que dejan cada ramo y cada rosa comprada en una de las esquinas del Eixample o en los puestos del Paseo Marítimo. ¡No hay calle en la ciudad que no parezca un jardín, repleto de flores preparadas para llevar! Y es que, si algo es innegociable este día es regalar una rosa (¡o dos, o tres!) a quien más quieres, en homenaje al amor de Sant Jordi por su princesa. 

Y si Sant Jordi levantara la cabeza, disfrutaría sabiéndose instruido. Y es que la coincidencia de la fiesta con el Día Mundial del Libro hace que los puestos de rosas se intercalen con librerías improvisadas, cuentacuentos, lecturas en público y autores firmando en mitad de la calle. ¡Es como pasear por una biblioteca repleta de flores!

Sant Jordi

Una celebración muy ROSÉ

Sant Jordi es una de nuestras fiestas más queridas y, desde BORN ROSÉ, no queríamos dejar de rendir nuestro pequeño homenaje al caballero. Por eso, a sabiendas de que esta historia se merece un brindis, hemos creado el pack perfecto para celebrar Sant Jordi en casa. Una botella de BORN ROSÉ, una botella de BRUT, el libro BCN Visual sobre la cultura visual de nuestra ciudad querida y un punto de libro diseñado para la ocasión. Así, ¿quién se resiste a brindar por Sant Jordi?

¡Ah! Y si estás en Barcelona estos días, en el casco antiguo encontrarás un portal llamado el “Portal de Sant Jordi” por donde se dice que salió el caballero después de acabar con el dragón. ¿Hay mejor lugar para rendirle homenaje?

Chin, chin!

But if there’s one thing that we absolutely adore, it’s to combine our ROSÉ with delish delicacies like iberic ham, foie and chocolate.

La Vie en Rosé!